Cartuchos de tinta y toners baratos

|

Envío y Devolución GRATIS* a partir de $1,000 (envío estándar $99)

Cómo lograr una impresión sostenible

La sostenibilidad es un valor en alza dentro del mundo empresarial. Cada vez son más las compañías que ponen en marcha programas para reducir su impacto ambiental conscientes de que el 85% de los consumidores optan por marcas con una buena reputación en este campo. La pregunta es, ¿qué pasos se pueden seguir para encaminarnos a una impresión más sostenible?

Cuidar la elección de proveedores

De poco sirve reciclar las cápsulas de café de la oficina si tiramos el plástico al contenedor de basura orgánica. Es decir, que en nuestra empresa se implementen prácticas sostenibles está muy bien, pero hay que tener en cuenta toda la cadena de suministro, escoger a proveedores concienciados y evaluar el impacto ambiental de cada etapa, desde el desarrollo del producto y las materias primas hasta el embalaje, el almacenamiento, el transporte y la eliminación.

Reciclaje correcto

Un proceso de reciclaje automatizado es indispensable para lograr la máxima eficiencia y por supuesto, hacerlo en consonancia con la normativa vigente.

Innovación en la maquinaria, impresión digital y valorar la posibilidad de contratar un servicio gestionado de impresión

Dependerá de tu actividad empresarial y del volumen de impresión que la empresa requiera. La impresión digital ofrece la posibilidad de realizar tiradas pequeñas contribuyendo a evitar desperdicios. Por otra parte, un servicio gestionado de impresión puede ayudar a reducir los costes y mejorar el rendimiento controlando el consumo de energía, papel y tóner. Además, garantiza que los dispositivos usados sean devueltos al fabricante al final de su vida útil para ser eliminados y reciclados de acuerdo con la Directiva de Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEE) de la UE.

Cuidado con el papel

Lo más sencillo es utilizar papel reciclado y, siempre que sea posible, imprimir a doble cara o en modo folleto. Obviamente, se debe imprimir solo lo que sea absolutamente necesario (no está de más recordar al equipo que no se debe imprimir cualquier cosa por defecto). Por último, muchas impresoras ya incorporan modo ecológico que minimiza el consumo de energía sin que merme la calidad de la impresión.

Como ves, se trata de pequeños pasos a seguir para contribuir a un mundo más ecológico y una mejor reputación de tu empresa.

Últimos artículos / ¡Presta atención, hombre!